FUENTE: LA REBELIÓN DE LAS PALABRAS


En la madrugada del martes 3 de febrero, «burlamos» la «seguridad» de la empresa privada de «seguridad» G4S (cufré y cagancha), provocando la quema de uno de sus vehículos, generando la perdida total del mismo.

¡No importa cuantas cámaras pongan ni que tan seguros se crean, nunca apagarán la lucha!.

Encendamos la mecha de la resistencia, organizate con tus afines.

BESTIAS NEGRAS