El 9 de enero de 1905, el gobierno zarista disparó en San Petersburgo a una manifestación pacífica de trabajadores que llevaban formalmente el carácter de una procesión religiosa y habían sido previamente autorizados por el alcalde Foulon. Este evento se conoce como el Domingo Sangriento. Fueron ellxs lxs que destruyeron el culto al «buen rey» y causó la primera ola de revolución. A medida que se desarrolló la crisis revolucionaria, también lo hizo la influencia de los grupos más radicales, particularmente de lxs anarquistas. Grupos de anarquistas también habían estado creciendo activamente en la actual Bielorrusia y Ucrania. Hicieron hincapié a las demandas económicas a lxs jefes y lxs enfrentaron con sabotaje y expropiación. El centro del anarquismo fue Bialystok. En la primavera de 1905, dos años después de la formación del primer grupo de anarquistas en Bialystok, el movimiento entró en una nueva fase. Desde un círculo prácticamente pequeño se desarrolla un movimiento de masas. En ese momento, todos los «grupos de agitación» de lxs revolucionarixs socialistas, que eran más receptivos a las ideas de autogobierno, pasan a ser anarquistas. Cinco agitadores emigrantes llegaron de Bialystok al mismo tiempo.

La huelga de enero de 1905, organizada principalmente por anarquistas, terminó en Bialystok con la victoria de lxs trabajadores. Como resultado de la huelga, se establecieron jornadas laborales de ocho horas en talleres pequeños, jornadas laborales de nueve horas en talleres grandes y los salarios aumentaron entre un 25-50%. La popularidad de los grupos de anarquistas de Bialystok crecería enormemente. En respuesta a la huelga general, los cosacos fueron introducidos en Białystok, quienes realizaron una golpiza sistemática para calmar a la población. Durante un tiempo, la actividad de lxs trabajadores estuvo inactiva. Pero pronto el grupo anarquista y sindicatos de carruajes de Białystok bajo la influencia de lxs anarquistas crearon destacamentos de autodefensa que comenzaron a dar resistencia armada a los cosacos. Después de eso, los ataques de estos últimos casi se detuvo. Además, lxs SR (Socialistas Revolucionarixs) de mentalidad maximalista intentaron asesinar al capitalista mayor Weinreich, cuya fuerza incluía unidades cosacas en la ciudad. El intento no tuvo éxito, pero después de esto los cosacos fueron sacados de Bialystok. Al menos eso es lo que informa el Almanaque anarquista. En abril de ese año, lxs anarquistas mataron a un conserje espía. Después de este acto, lxs conserjes comenzaron a temer la cooperación con la policía para localizar a lxs revolucionarixs. Incluso la ciudad trató de no aparecer en la «bolsa de trabajo»: la calle Surazhskaya, donde se celebraban reuniones de revolucionarixs y trabajadores a diario.

La estructura de la organización anarquista en Bialystok tenía en ese momento el siguiente carácter: en el centro del movimiento había un «grupo» dividido en técnico, combate, agitación, propaganda y financiero. Desde septiembre de 1904, aparentemente se le conoce como el «Grupo de Anarquistas – Comunistas de Bialystok» (BGAC). El grupo incluía varias decenas de activistas, organizadores, propagandistas y agitadores, y más tarde, militantes. En 1905, en el apogeo de sus operaciones, el grupo contaba con unas 60 personas. El siguiente nivel de movimiento fue la Federación de Trabajadores Industriales. Consistió en cuatro talleres: tejedores, maestros de cuero, carpinteros y sastres. Los talleres de la industria (también llamados federaciones) incluyeron hasta 300 personas. Además, había 15 grupos de defensa entre trabajadores de fábricas y artesanos. Al mismo tiempo, uno de lxs organizadores del movimiento Grossman-Roshchin insiste en que las federaciones de la industria no eran «sindicatos no partidarios», sino que eran organizaciones ideológicamentes anarquistas. El número de quienes simpatizaban con lxs anarquistas fue aún mayor. Eran trabajadores y de la pequeña burguesía. Es decir, la estructura del movimiento se ve así: BGAC – federaciones de la industria – círculos de propaganda – simpatizantes.

La popularidad de lxs anarquistas fue tan alta que muchxs ciudadanxs recurrieron al BGAC para obtener ayuda en todo tipo de situaciones de conflicto. Esto es lo que Grossman-Roshchin escribió al respecto:

«Pronto el grupo se convirtió en el centro de la oferta de trabajo, pero de una manera peculiar: ofender a alguien, un profesor maltrata a algunxs niñxs, arrendador amenaza de desalojo por no pagar arrendamiento, alguien tiene que hacerse cargo de los automóviles Singer de lxs pobres por la falta de hacer el pago regular – todos van al “Grupo Bialystok”. Tuvimos que crear rápidamente algo así como una comisión legal para tratar asuntos que no eran importantes, pero que envenenaba la vida de lxs pobres. Era necesario ver cómo, sin duda, ambos lados del conflicto obedecieron a sus decisiones, que el grupo ni siquiera juzgó, sino que solo expresó su opinión… Recuerdo dos curiosidades: después de la manifestación, fui al cementerio, la residencia de lxs anarquistas de Bialystok después de la reunión. Mi abuela me detiene. Ella dice que estuvo en el mitin, estaba de acuerdo conmigo; pero agrega, no puedes hacer nada para que la Madre-blahar me pague seis rublos por el almuerzo; Soy una mujer pobre pero estoy de acuerdo contigo en todo. Y un caso más. Yo vengo de Lomza. Me siento mal dudé: saltar sobre la marcha o esperar a la estación más cercana. De repente, alguien me agarra del hombro. Frente a mí hay un pequeño hombre rojo ardiente; su cara no era visible, solo los ojos brillantes y febriles. El me esta llamando. Resulta que le vendió a alguien de un partido de «extrema», restos de material. Y se negó a pagar después de la entrega de los bienes. Y aquí dice «si el defensor es de la pobreza o no, el grupo Bialystok puede lidiar con el capitalista sediento de sangre».

Por lo tanto, mientras que la realización de la autoorganización total aún estaba muy lejos, el BGAC pudo crear estructuras de una especie de contragobierno, que protegía efectivamente a varios grupos de las formas más groseras de opresión y arbitrariedad. A principios de 1905, lxs anarquistas de Bialystok también llevaron a cabo una huelga de lxs trabajadores de «hilos». Este grupo tuvo que enfrentar serias dificultades aquí. Entre esta categoría de trabajadores, las posiciones de la Iglesia Católica y las nacionalistas «Narodovs» eran fuertes. El chovinismo y el antisemitismo polacos florecieron. En este caso, lxs populistas utilizaron hábilmente la fraseología revolucionaria, manipulando la conciencia de las masas, y en este sentido fueron uno de lxs primerxs precursores de un nuevo radicalismo de derecha con su mimetismo social y demagogia. Sin embargo, lxs anarquistas lograron suprimir a lxs populistas en este entorno.

El mejor argumento a favor de la prioridad de la clase en lugar del enfoque nacionalista fue, por supuesto, la gran opresión de los hilos por parte de los amos. El hecho de que tanto lxs trabajadores como sus empleadores capitalistas pertenecieran a la misma nacionalidad polaca no se fue obstaculo para la explotación. El resultado de la agitación anarquista fue una huelga exitosa dirigida por el grupo. Lxs propixs trabajadores polacxs se presentaron en el cementerio de Surazha, donde se reunían lxs anarquistas, y exigieron que leyeran un comunicado sobre la lucha de clases inmediatamente allí. Los clérigos, como el obispo católico Baron E. von der Roop, futuro miembro de la Duma del Estado y líder del Partido Constitucional Católico de Lituania y Bielorrusia, para frenar el crecimiento del movimiento obrero, realizaron incluso invenciones durante la huelga, no eran «misas negras» sino orgías, etc. Sin embargo, todo esto no impidió el desarrollo del anarquismo en Bialystok.

La historia de BGAC es muy diversa e interesante, por lo que aparecerán en diferentes momentos en futuros artículos. Su experiencia es muy interesante porque han logrado crear una organización realmente sólida y bien organizada y ganar una gran popularidad entre la población. Pero al final fue aplastada, y las razones de su derrota y la estrategia que usaron fue una experiencia muy valiosa para nosotrxs.


FUENTE: REVDIA
TRADUCCIÓN: ANARQUÍA