FUENTE: ASR ANARSHISM
TRADUCCIÓN: ANARQUIA


Estamos en una situación de guerra, algunos de nosotros fuimos asesinados, algunos de nosotros estamos en las cárceles, algunos de nosotros fuimos empujados a escapar y estamos ocultos y muchos de nosotros estamos bajo mucha presión. Debemos aceptar que la resistencia contra el estado y el capitalismo no es una forma de vida fácil, pero no tenemos otra opción: resistir juntos y sobrevivir, o el estado y el capitalismo nos matarán a todos uno por uno.

Después de meses de estar bajo vigilancia, seguimiento y hostigamiento por parte de la unidad antiterrorista, el 13 de febrero, cuando la opresión me atacó y a aquellos que tienen contacto conmigo más que en el pasado, tomé la decisión política de pasar a la clandestinidad. No estoy en un lugar seguro y nadie está en un lugar seguro porque en este sistema de capitalismo neoliberal, no hay un lugar seguro, por lo que estar escondido dentro de 4 paredes no significa que estés a salvo.

En este período de tiempo, existe una responsabilidad histórica y política del movimiento para defender la resistencia armada. El objetivo de la represión estatal es primero pacificar y, al final, destruir cualquier tipo de resistencia, porque el estado no quiere que los oprimidos se defiendan. El estado habla de paz, pero esta paz no es más que monopolizar la violencia en sus manos. El estado está tratando de hacernos incapaces de responder a la violencia, pero los oprimidos deben defenderse por cualquier medio que tengan; de lo contrario no hay supervivencia.

En el verano de 2018, cuando el estado envió policías a Sterefi Hill, fue muy claro para nosotros que primero, los espacios públicos estarán bajo ataque y el siguiente paso del estado serán nuestros espacios privados, que en la operación antiterrorista en Noviembre de 2019, esto quedó claramente demostrado. El desarrollo de la represión estatal de 2012 a 2020 es una prueba de que si somos más pacifistas y hacemos menos acciones de resistencia, la represión por parte del estado aumenta y este es el punto por el cual el movimiento debería defender a la resistencia armada. Creo que la época dorada del movimiento anarquista en Grecia fue en la década de 1970, cuando muchos jóvenes se unieron al movimiento, que continuó hasta la década de 1990, pero la década de 1990 fue un momento histórico para hacer la revolución social, cuando era el momento de que la clase trabajadora dejara de trabajar y se desataran disturbios en las calles, pero como nunca sucedió, llegó una decepción política dentro del movimiento anarquista, que empujó a muchos compañeros del movimiento anarquista a unirse a los partidos de izquierda. Creo que este cambio político del movimiento anarquista fue un comienzo de la característica pacifista para las acciones del movimiento de resistencia. En 2008, simultáneamente con el asesinato de Alexis G. por policías y en 2012, la crisis económica, el movimiento encontró más bases sociales para luchar violentamente contra el estado, pero no fue como las bases sociales, que existían en la década de 1990, por lo que en 2008 y 2012 no pudieron convertirse en una revolución social.

Los inmigrantes son el primer objetivo en ser atacados por el estado porque nosotros, como inmigrantes, somos las personas más débiles de la sociedad; Es por eso que cada vez que el estado quiere puede atacarnos, y para dar legitimidad a sus ataques, el estado nos criminaliza a través de sus medios. Los verdaderos ladrones son capitalistas y los verdaderos criminales son políticos. No somos peligrosos para la sociedad; esos policías son peligrosos para la sociedad y los únicos terroristas son el estado y el capitalismo.

Desafortunadamente, la mayor parte de las solidaridades que los lugareños dan a los inmigrantes se basa en victimizar a los inmigrantes y de manera reformista. Creo que las crisis de inmigrantes no pueden resolverse cambiando las leyes porque el capitalismo y los estados fueron los que crearon las crisis de los inmigrantes, por lo tanto, mientras exista los creadores de la crisis de inmigrantes, las crisis también existe y es por eso que las solidaridades con los inmigrantes deberían ser antiestatales. y de características anticapitalistas. En mi opinión, en este momento, solidaridad significa ataque y necesitamos un movimiento de solidaridades que tengan características anticapitalistas y antiestatales en Grecia. Debemos atacar los intereses del estado y el capitalismo en solidaridad con los inmigrantes.

Desde hace unos días, miles de inmigrantes están en las fronteras de Grecia / Turquía e intentan ingresar a la UE, pero los policías y soldados usaron balas de guerra y gases lacrimógenos contra ellos. Si bien creo que no deberíamos entrar en el juego político de los estados, en este momento, la solidaridad más útil para los inmigrantes que están en la frontera es armarlos porque la respuesta a las balas debería ser alas y esta es la única forma de abrir la frontera para todos los inmigrantes. Nosotros, como inmigrantes, debemos luchar por lo que necesitamos y, en este momento, nuestra primera necesidad es la supervivencia, por lo que debemos destruir a los que nos están matando; No tenemos nada que perder excepto nuestro miedo.

Nosotros, como inmigrantes que estamos dentro de la UE, no debemos guardar silencio y debemos salir a las calles junto con los locales en contra de lo que está sucediendo en las fronteras de Turquía / Grecia. Sé que muchos de nosotros tuvimos una vida difícil en los países de donde venimos, pero no debemos pensar individualmente en nuestras metas personales. Esta situación me recuerda un poema en la época en que los nazis tenían el poder en Alemania: cuando vinieron por los socialistas, no hice nada porque no era socialista; cuando vinieron por los comunistas, no hice nada porque no era comunista; cuando vinieron por los judíos, no hice nada porque no era judío; y al final, cuando vinieron por mí, no había nadie para defenderme. Creo que cuando terminen con los inmigrantes en la frontera, vendrán por nosotros como inmigrantes en la UE.

Abtin Parsa 6/3/2020