ALEMANIA: CUANDO INTENTEN ROMPERNOS, ¡EXPLOTAREMOS! – COMUNICADO DE OKUPACIÓN RIGAER94

Rigaer94: ¿Cuál es el precio de esta mierda?

Berlín, marzo de 2021: se intensifica un conflicto en el que no quedará otra opción que tomar posición. No se trata de seguridad contra incendios. Este argumento es solo una careta. Lxs gobernantes intentan hacer creer al público en la moralidad de sus acciones y crear un espectáculo. Hemos dicho repetidamente que un experto independiente en seguridad contra incendios puede caminar con nosotrxs por el edificio en cualquier momento, como sucedió en 2016 y noviembre de 2020. Como esto se ha ignorado, es obvio que esta misión se trata del desalojo y destrucción de Rigaer94. Ya que ha existido durante 30 años. No pretende ser más que un asedio y una transformación gradual en una casa destruida e inhabitable controlada por vallas y puertas de seguridad. Es un intento de desalojarnos. Lxs responsables eligieron el 11 y 12 de marzo de 2021 como puntapié inicial. ¡Este intento encontrará nuestra feroz resistencia!

¿Por qué hablamos de desalojo? Ya en enero de este año, el autoproclamado abogado de Lafone Bernau envió una carta amenazante a algunxs inquilinxs, chantajeándolxs para que renunciaran a sus contratos de alquiler hasta el 31 de enero de 2021. Una “oferta” que no aceptaron. El autoproclamado administrador de la propiedad Luschnat ha anunciado que la «inspección» se utilizará para cambiar nuestras cerraduras. Las nuevas llaves se entregarán únicamente previa presentación de cédula de identidad y contrato de alquiler. Si bien el 10 de marzo el tribunal decidirá sobre el recurso de apelación contra la inspección, hemos recibido la controvertida información de que nuestra casa ya se ofrece a la venta en las grasientas carteras de inversores inmobiliarios. 1700m² de “espacio deshabitado” a un precio de 2000 € / m², ofrecido posiblemente por nada menos que un promotor de proyectos de la red Padovicz, Nudelmann & Friends Immobilien.

Unos meses antes de las elecciones, la presión política es alta. Nadie quiere asumir la responsabilidad de fallar debido a nuestra determinación de defender este espacio y su idea inherente. Todo el mundo quiere atribuirse el mérito de apaciguar la calle y formar un trozo más de esta ciudad según sus propios intereses. Precisamente, para arrebatarle otro espacio habitable a esta ciudad y preparar el terreno para que el capital aumente la riqueza de unos pocos.

Desde que el consejero de construcción del distrito, Florian Schmidt, ya está remando por temor a las consecuencias de sus propias acciones, el senador de justicia Behrendt ha estado dudando de la legalidad de esta misión. El efecto es que el Senado escuchará el viernes (5 de marzo) la propuesta de Schmidt de otra solución. Schmidt propone una inspección por parte de alguien del consejo de construcción (Bauaufsicht) sin la policía. Mientras nuestrxs enemigxs en la política están divididxs, hay que determinar si otrxs políticxs como Geisel (senador del Interior, SPD) o Dregger (pirómano político, CDU), que quieren jugar su juego por el poder a nuestras espaldas, están a punto de quemarnxs los dedos. El gobierno rojo-rojo-verde no puede usar políticas socialdemócratas endebles, como límites de alquiler y protección del medio, para ocultar que sus políticas siempre han servido ante todo a la clase capitalista.

Durante décadas, quienes están en el poder intentan aumentar el control y el uso económico de la ciudad eliminando un obstáculo tras otro. Uno de esos obstáculos fue el campamento Rummelsburger Bucht. Su desalojo fue enmascarado como «humanitario» mientras que en realidad permitió la construcción de Coral World. Estos desalojos forman parte de una estrategia más amplia para deshacerse de todo aquello que se interponga en el camino del lucro o no encaje en la visión hegemónica de la ciudad. Quienes están en el poder atacan y destruyen espacios autoorganizados en los que las personas se conectan para escapar de la miseria en la que son empujadas por terratenientes, gobernantes, jefes, policías o machos que lxs confrontan y explotan a diario, en el trabajo, dentro de los espacios personales y la esfera pública.

Lugares como KØPI Wagenplatz, el centro juvenil Potse, Voigtstraße 36 o el bar colectivo Meuterei también se ven amenazadxs por quienes buscan satisfacer una búsqueda de ganancias. Los rostros responsables pueden variar de un desalojo a otro, pero la lógica detrás sigue siendo la misma. Todo lacayx que intenta expandir su propiedad y obtener ganancias amenazando y atacando espacios e ideas, tiene el mismo objetivo y cantidad de responsabilidad. Por otro lado, nuestras luchas están conectadas ya que nos enfrentamos a lxs mismxs enemigxs. Detrás de las pantallas, personas como “Freiherr” von Aretin amenazan existencias e ideas en múltiples niveles. Mientras era jefe del departamento de reprivatización en Treuhand, ¡su oficina brinda asesoramiento sobre el negocio de exportación de armas! La cooperación del estado y el capital es visible en cualquier intento de desalojo. Policías, políticxs, jueces, economistas y periodistas actúan para legitimar todas las posiciones políticas y los medios de violencia estatal. Sus acciones concertadas atacan nuestras estructuras.

El capital se ha apropiado de palabras como “alternativa” y la imagen que la acompaña, para vendernos una ciudad que en realidad es gris y solo segura y accesible para lxs que tienen dinero. El neoliberalismo se ha abierto camino desde hace mucho tiempo en la planificación urbana y el concepto de «modernización» funciona como un plan represivo general. Convirtiendo los lugares en los que queremos existir, en lugares incómodos y controlables. Nos enfrentamos a un Senado que ataca nuestras estructuras políticas en el ámbito metropolitano, provocando un enfrentamiento directo entre ellxs y nosotrxs.

Nosotrxs, como Rigaer94, incluido el club juvenil autónomo Keimzelle y el espacio abierto Kadterschmiede, somos parte de las estructuras autónomas amenazadas. Elegimos vivir con autodeterminación, social y políticamente juntxs, mientras nos organizamos a través de procedimientos horizontales. Elegimos ser un obstáculo contra los mecanismos estatales y de capital dentro y fuera de las paredes de nuestra casa. Apoyamos y creamos territorios de resistencia en la ciudad, difundimos nuestras ideas de comunidades autoorganizadas. Territorios para hacer crecer nuestra comunidad, para ayudarnos y aprender unxs de otrxs y para oponernos al sistema. Territorios donde lxs jóvenes pueden reunirse de forma autónoma, sin el control de padres, profesores o jefes. Territorios para organizar un combate colectivo cuando alguien es oprimido por la autoridad y crear barrios rebeldes donde la resistencia puede ser apoyada por una colectividad más amplia. Para superar las normas que la sociedad nos ha impuesto.

Consideramos que nuestras infraestructuras políticas no solo son importantes para los habitantes de nuestra casa, sino también para la comunidad en general que se organiza contra la opresión y la discriminación. Estructuras abiertas donde puede crecer el espíritu de camaradería y un barrio solidario. Estructuras que reúnen a individuxs luchadores y revolucionarixs para contribuir a difundir la idea de autonomía y colectividad a través de discusiones y acciones. Grupos e individuxs que optan por socializar en espacios más allá del consumismo y la explotación laboral. Donde las personas se sientan cómodas, comen, beben y se calientan sin importar si tienen dinero o no. Donde las ideas radicales se imprimen en folletos y carteles o se pintan en las paredes, reconfortando a las personas y rodeándolas.

La defensa de esas estructuras no solo pertenece a quienes viven dentro de ellas sino a todxs lxs que pueden encontrarse en ellas. ¡Es una lucha no solo para nosotrxs sino para todxs! ¡Tomemos la ofensiva en las calles! ¡No dejar satisfecho a ningún propietarix y funcionarix del estado!

Llamamos a todxs lxs que luchan a unirse a esta lucha y darse cuenta de los efectos de los constantes ataques estatales. Para contraatacar a sus propios enemigxs, aquellxs que nos oprimen a diario y constantemente. Unámonos por la libertad colectiva, la igualdad, la solidaridad y la autodeterminación, a partir del 11 y 12 de marzo. Demostremos como movimiento diferentes formas y medios de resistencia.

Cuando intenten rompernos, ¡explotaremos!

La solidaridad es nuestra arma,
Rigaer94.


FUENTE: RIGAER94
TRADUCCIÓN: ANARQUÍA

Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on email
Email
Anarquía.info

Anarquía.info